¿Qué debes saber antes de alquilar una vivienda?

¿Qué debes saber antes de alquilar una vivienda?

La precariedad laboral, o la falta de acceso y posibilidad a un crédito hipotecario, son varios de los factores que han propiciado que el alquiler sea elegido como la primera opción a la hora de independizarse. Esta, también es la alternativa a la compra para aquellos que no quieren permanecer en una misma ciudad por mucho tiempo, no  buscan estar atados a un trabajo de larga duración, o simplemente no quieren comprometerse con un hogar para toda la vida (al menos, de momento).

Sin embargo, para todos aquellos que tienen claro que quieren irse a vivir de alquiler pero no qué tipo de inmueble buscar, ni por dónde empezar esta búsqueda, este artículo les ayudará a decidirse.

Por dónde empezar antes de alquilar

Antes de nada, lo mejor es preguntarnos por una serie de cuestiones sobre el inmueble que estamos buscando y sus características principales. Esto ayudará a orientar tu búsqueda.

Lo primero será definir cuáles son nuestros gustos; qué tipo de vivienda queremos, si se tratará de un piso, bungalow o casa independiente; en qué zona queremos vivir, si en el centro o a las afueras; qué antigüedad estamos dispuestos a aceptar; o qué características buscamos, como número de habitaciones, baños o metros cuadrados.

¿De qué presupuesto dispones para alquilar una vivienda?

Esto será la clave para decidirnos si no sabemos o no tenemos claro qué queremos. El precio hará de filtro a la hora de fijar un punto de partida. Cuando ya tengamos un precio fijo de alquiler que queramos pagar, a este deberemos sumarle la fianza o comisión a pagar más los gastos de luz, agua y comunidad. De esta manera sabremos si la cifra que habíamos fijado es la correcta o debemos modificarla.

¿Qué tipo de alquiler te interesa?

¿Dudas a la hora de decidirte por un alquiler?

Antes de decidirte por una vivienda, debes considerar a qué contrato de alquiler está sujeta o que modalidad de alquiler te interesa más según tus condiciones económicas o planes de futuro.

Existen dos tipos de alquiler. Por un lado, está el alquiler que todos conocemos, en el que el arrendatario paga al arrendador una cantidad al mes durante el tiempo estipulado en el contrato, bajo una serie de normas o restricciones y un tipo de fianza o aval determinado. Por otro lado, existe otra modalidad a tener en cuenta para aquellos que puedan estar en disposición, ahora o en un periodo de cinco años, de comprar la vivienda en la que han estado alquilados. Se trata del alquiler con opción a compra.

Este tipo de alquiler permite al arrendatario estar en régimen de alquiler durante 2 y 5 años y, una vez finalizado este plazo, poder comprar la vivienda. Las condiciones en cuanto al precio y se fijan en un contrato regido por el principio de la autonomía de la voluntad y libertad de pacto. La gran ventaja de este tipo de alquiler es que, si el inquilino decide comprar el inmueble se descontará de su precio el dinero que este haya pagado hasta la fecha. Por tanto, en este caso, tanto el propietario como el inquilino salen ganado.

Ahora que ya sabes algún que otro cosejo para poner en práctia a la hora de emprender la búsqueda de viviendas de alquiler, quizá este vídeo te anime a que lo hagas a través de casAzul inmobiliaria.

Si una vez visto el vídeo, que esperamos te haya gustado, planeas iniciar la búsqueda de pisos en alicante en régimen de alquiler, quizá te animes a hacerlo con nosotros, y porque nos gusta facilitar las cosas a todas las personas que visitan nuestro blog, aquí te dejamos a través del botón que te mostramos a continuación un enlace directo a todos los inmuebles de alquiler que ponemos a tu disposición.

Mientras que le echas una ojeada a las viviendas, nosotros nos despedimos de ti hasta el siguiente artículo, esperando que este te haya gustado. Un saludo!.

Fecha: 2016-11-22 19:26:10 Autor: Casazul